TIERRA INTERACTIVA
¿Cuál es la solución a la crisis en Venezuela?
82.6%
6.3%
7.4%
3.7%
Total votos: 190
Viernes, Enero 25, 2019
Sociedad

España: terminó la perforación, encontraron al niño Julen muerto

TIERRA NOTICIAS. Finalmente tras 12 días de trabajos, la brigada de mineros de élite encontró al niño español Julen, que cayó en un pozo en Málaga el pasado domingo 13 de enero.

La brigada de rescatistas encontró el cuerpo sin vida del niño a las 1:25 hora de España (26.01.2019), informó El País.

Tras más de 24 horas de excavación ininterrumpida, los mineros avanzaron 3,15 metros, con lo que ya se encontraban a menos de un metro del lugar donde se estimaba estaba Julen.

Los últimos centímetros fueron muy difíciles porque los expertos encontraron cuarcita, uno de los minerales más duros del mundo, lo que los obligó a realizar la cuarta minivoladura consecutiva que retrasó por enésima vez el operativo.

Cada vez que realizaron este proceso, los mineros subían a la superficie y eran los especialistas en explosivos de la Guardia Civil los que intervenían y detonaban la carga, lo que demoró más de una hora.

El pozo donde se encontraba Julen tiene cerca de 25 centímetros de ancho y  110 metros de profundidad. Más de 300 personas participaron en las labores de rescate.

Los socorristas cavaron primero un túnel vertical en paralelo al profundo pozo de 25 centímetros de diámetro donde el 13 de enero cayó el niño Julen Roselló.

Una vez cavado ese túnel los mineros empezaron el jueves a bajar, por turnos, de dos en dos, en una jaula metálica, para excavar con una perforadora cuatro metros en horizontal y llegar al punto del pozo donde se estimaba estaba Julen.

En medio de una gran expectativa mediática, el operativo de rescate había entrado en sus momento decisivos, con lo que los nervios aumentan a la espera de saber el estado de salud del niño, cuya supervivencia habría sido un milagro.

En el lugar se instaló un hospital de campaña, por si es necesaria una atención médica urgente, y la Guardia Civil había trasladado tres helicópteros a la zona por si se debe proceder al traslado del menor hacia algún centro médico.

La operación mantuvo en vilo a todo el país y afrontó problemas técnicos que retrasaron los trabajos.

La dramática búsqueda duro 13 días, en medio de versiones y rumores que desataron la indignación del padre de la víctima.

"Mi hijo está aquí, que nadie lo ponga en duda. Ojalá fuese imposible que esté en el pozo, como he oído. Ojalá fuese yo el que estuviera enterrado ahí abajo y que él estuviera aquí arriba, con su madre", declaró José Roselló en una entrevista publicada en Sur.

En la entrevista con Sur, Roselló relató cómo fue que el niño cayó al pozo. Según indicó, estaba paseando con su prima y su pareja, quien le pidió que supervise a Julen.

"El crío estaba a cuatro o cinco metros. Yo fui a coger un par de troncos y el niño echó a correr", relató. En ese momento, su prima corrió tras él, temiendo que se tropiece en el terreno irregular. De un momento a otro, desapareció.

"Yo llegué justo después. Aparté como pude las piedras y metí el brazo hasta el hombro, apoyando la cabeza contra el suelo para tratar de alcanzarlo. No sabía la profundidad del pozo y creía que él estaba más cerca. Yo escuché llorar a mi hijo", indicó Roselló, según el relato de Infobae.

Entre la desesperación, intentó calmarlo, sin saber si es que podría escucharlo. "Solo pude decirle: 'Estáte tranquilo, papá está aquí y el hermanito nos va a ayudar".

El padre hacía referencia a Óliver, un hijo que falleció en 2017 cuando tenía apenas tres años de forma súbita. Por ello, expresó a los medios: "Tenemos un ángel que va a ayudar a que mi hijo salga vivo de ahí lo antes posible".

Roselló también indicó que ni siquiera sabían de la existencia del pozo, que no tenía permisos municipales y no había sido sellado.