Lunes, Marzo 29, 2021
Social

Arzobispo de Santa Cruz advierte que la administración corrupta y servil de la justicia impide pacificar el país

TIERRA NOTICIAS. Al celebrar hoy el Domingo de Ramos como el inicio de la Semana Santa, el arzobispo de Santa Cruz monseñor Sergio Gualberti, advirtió que la administración corrupta y servil de la justicia impide reconciliar y pacificar el país, para superar la crisis general que viven todos los bolivianos.

Dijo que reconoce en el Señor crucificado, a las víctimas de esa administración de justicia, que está sembrando rencores, enfrentamientos y divisiones que impiden atender con urgencia a la pandemia y reactivar la economía.

Indicó que reconoce en particular a las personas contagiadas por el coronavirus, necesitadas como Jesucristo de un Sirineo que les ayude a cargar la cruz de la enfermedad, que ahora está brotando con renovada virulencia en nuestra región, manifestó.

Sostuvo que, con su ejemplo, Jesús nos indica el camino a andar, un camino de sencillez, humildad y espíritu de servicio, dispuestos a pasar por la cruz para mirar con esperanza un futuro de bien y paz, a la luz de vida nueva en Cristo resucitado.

Gualberti recuerda que Jesús fue un hombre justo y de paz. El perseguido y sufrido viene hoy a nuestro encuentro y nos propone subir con él hacia la cruz, reconocer en su rostro desfigurado y en su cuerpo herido, al hijo de Dios, pero también reconocer en él a los crucificados de hoy: los pobres, los marginados y todos los sufridos.

La Iglesia Católica ha comunicado que en esta fecha que se recuerda la entrada triunfal de Jesucristo a Jerusalén, montado en el lomo de un burro y en medio de una multitud, por segundo año celebrará el Domingo de Ramos en pandemia y no realizará la tradicional procesión católica. Erbol.